Sabemos que la alimentación influye de forma directa en nuestro estado de salud y nuestra calidad de vida. Por tanto, se hace imprescindible aprender a llevar unos buenos hábitos para prevenir en la mayor medida posible enfermedades crónicas en el futuro.

Es muy importante que ésto lo hagamos desde pequeños, ya que es en estas primeras etapas de nuestra vida donde conocemos qué son los alimentos, los probamos, aprendemos a relacionarnos con ellos, decidimos cuáles nos gustan y cuáles no… Así, cuando vamos creciendo, vamos adquiriendo hábitos saludables que nos permitirán tener un mejor estado de salud en la edad adulta.

Por tanto, puedo asesorarte incluso antes de que nazca tu bebé. La nutrición infantil abarca todas las etapas de la vida que van desde el nacimiento hasta la adolescencia, por lo que sea cual sea tu situación, puede que encaje en lo que estás buscando. Haz que tu hijo se implique y participe activamente en el proceso.

Puedo ayudarte en la introducción de la alimentación complementaria, en la implantación del método BLW y en la adopción de buenos hábitos desde que son pequeños. También en la reeducación de hábitos alimentarios mediante educación nutricional o el asesoramiento dependiendo del deporte que practiquen tus hijos. Es fundamental educar a los más pequeños en un estilo de vida saludable. ¿Quieres más información?